¿Qué es kaizen?

kaizen

Kaizen es un término japonés que significa mejora continua sobre el que se fundamentó la ventaja competitiva de las empresas japonesas después de la II Guerra Mundial. Este término está profundamente arraigado a la cultura japonesa y es un principio que cada individuo puede aplicar a sus relaciones personales, familiares y laborales.

Kaizen se fundamenta en el movimiento continuo, el esfuerzo personal y la voluntad de todos los integrantes de un grupo (empresa) en mejorar los procesos. De hecho, esta es la primera gran diferencia entre las organizaciones Japonesas y Occidentales: Orientación al proceso VS orientación a resultados.

Siendo así, los esfuerzos de las empresas occidentales por aumentar su ventaja competitiva están basados en la innovación, que requiere grandes inversiones y cambios en la organización del trabajo. Los esfuerzos de la empresa japonesa están basados en el proceso y todos los integrantes de la organización trabajan en equipo para mejorarlos.

Teniendo en cuenta el escenario provocado por la crisis del petróleo de los 70, no cuesta entender como las empresas japonesas sin grandes inversiones fueron capaces de alcanzar unos estándares de calidad muy superiores al resto.

El secreto reside precisamente en la orientación a los procesos y en el convencimiento de que si mejoramos los procesos, necesariamente mejoramos el producto final o dicho de otro modo: somos capaces de conseguir la calidad a través de mejorar la calidad de los procesos.

En el próximo post profundizaremos sobre cómo mejorar estos procesos en la práctica

2 comentarios
  1. Eva Astorga
    Eva Astorga Dice:

    Y un proverbio oriental lo resumiría así…
    «El Maestro en el arte de la vida no distingue mucho entre su trabajo y su juego, su trabajo y su ocio, su mente y su cuerpo, su educación y su recreación, su amor y su religión. Apenas distingue cuál es cuál.
    Simplemente, percibe su visión de la
    excelencia en todo lo que hace, dejando que otros decidan si él está jugando o trabajando. A sus propios ojos siempre está haciendo las dos cosas».

    Responder
  2. Eva Astorga
    Eva Astorga Dice:

    Y una cita para ilustrarlo:
    «Un maestro en el arte de vivir no hace aguda distinción entre su trabajo y su juego, su labor y su placer, su mente y su cuerpo, su educación y su entretenimiento. Difícilmente sabe cuál es cuál. Simplemente persigue su visión de excelencia en lo que sea que haga y deja que los demás determinen si está trabajando o jugando. Para él mismo, siempre parece estar haciendo ambos.»

    Francois Rene Auguste Chateaubriand (1768-1848)

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *